¿Grandeza?

26 06 2013

Siempre he pensado que la grandeza de la gente no se ve en el coche que conduce, ni en los ceros de su nómina, ni en las mujeres que se lleva a la cama, sino en cómo es mirado por un hermano pequeño.

Son ellos, los hermanos pequeños, los que nos conocen en todas nuestras facetas. Nos han visto fuera de casa, con los amigos, la familia, tratando con desconocidos… Y también nos han visto en casa: levantarnos por las mañanas, de buen y mal humor, descargar frustración e impotencia sobre quien no tiene culpa de nada o saltar de alegría al conseguir una meta difícil… Nos han visto resoplar ante una cocina sucia y llena de platos por limpiar, llegar a casa cansados y buscando desplomarnos en el sofá, nos han visto reír y llorar y saben perfectamente cómo nos sentimos, porque han crecido a nuestro lado y saben lo que pensamos a cada momento… O al menos así lo siento yo. Y no lo cambiaría por nada del mundo. NADA.

#27.





No se olvida, se supera. ;)

17 06 2013

No existe el olvido, no se puede olvidar a una persona o un hecho, simplemente, se supera. Superas relaciones, superas miedos, superas pérdidas, superas heridas, continuamente superamos cosas, pero no las olvidamos.

No desaparecen de un día para el otro ni de un año a otro de nuestra mente, simplemente comenzamos a darle importancia a otras cosas u otras personas que nos van alejando de lo que nos causa daño hasta que logramos que no nos afecten más. Es una cuestión más que nada, de tiempo.

Poco a poco ;)

#27.





And it feels good.

6 06 2013

Pueeeeees va siendo hora de contaros que logré cerrar la puerta, que ya no me afecta, que ‘chim-pum s’acabó’.

#27.





Nada vale la pena sin.

1 06 2013

Entre lo poco que sé de la vida, también te diré que nada de todo esto vale la pena sin alguien que te haga ser incoherente. Ni flores, ni velas, ni luz de luna. Alguien que llegue, te empuje a hacer cosas de las que jamás te creíste capaz y que arrase de un plumazo con tus principios, tus valores, tus yo nunca, tus yo qué va.
Risto Mejide.

#27.





Y que yo he encontrado ya lo que quiero que me mate.

25 05 2013
Porque lo más importante en esta vida es encontrar lo que te gusta. Y entonces, dejar que te mate.

Porque lo más importante en esta vida es encontrar lo que te gusta.
Y entonces, dejar que te mate.

Y que yo he encontrado ya lo que quiero que me mate. Y que ya me está matando. Y que se llama ingeniería, y es de telecomunicaciones. Y que qué pasión más bonita. Y que qué duro todo. Y que qué tarde es. Y que mañana yo he de estudiar. Y que cómo duele, eh? Ay, pequeña mía, lo que me vas a costar tú a mí, largas noches de desvelo y mucho estudio, días intensos de biblioteca, eternos veranos entre libros y apuntes, y poca playa y poco sol. Y mucho flexo y persianas bajadas. Y muchos ratos con los amigos. Y algún disgusto en notas. Y alguna alegría también. Y alguna escapada furtiva. Y aventuras inesperadas. Y estudiar cosas que me interesan y me apasionan. Y sufrir por ti. Sufrir mucho, pero a gusto. Y lloros y lágrimas, y sonrisas y risas. Y felicidad. Y frustración. Y satisfacción. Y todo a la vez.

Mi querida ingeniería… loca me tienes.

Mátame ya. YA. Que yo ya te he encontrado y no puedo soportarlo.

#27.





Perseguid el éxito.

23 05 2013

“El fracaso amoroso en el hombre provoca estados tragicómicos. Quien evita los clásicos remedios -alcohol, drogas, prostitución- se sumerge en un complicado estado depresivo. La gran crisis de la vanidad conduce a un bajón absoluto de defensa. He visto a hombres pasar semanas sin abandonar de hecho su cama en un intento de dormir para olvidar. He visto a hombres marcar todos los números femeninos de su agenda de teléfonos buscando ligar para olvidar. He visto a hombres volcarse en la literatura y la redacción de cartas como si escribir ayudara a olvidar. Todo ello en una lucha sin cuartel, y perdida de antemano, por evitar la gran derrota de su ego. Los hombres utilizan a las mujeres para enamorarse de sí mismos por persona interpuesta.”

Abierto toda la noche – David Truera

El fracaso amoroso es peligroso. Muchas veces nos arrastra a lugares en los que nunca pensamos que podríamos terminar. A veces son versiones de nosotros mismos que no esperábamos, personas, estados, acciones, maneras… Un fracaso, del tipo que sea, nos impulsa a hacer algo diferente. A permanecer en cama días, o a superarnos a nosotros mismos.

Buscad siempre el lado positivo, aunque cueste. Que por lo menos la experiencia os sirva para sacar fuera la mejor versión de vosotros mismos. Que no os hunda el fracaso… PERSEGUID EL ÉXITO.

#27.





Las chicas felices son las más guapas.

22 05 2013

Creo en el color rosa. Creo que la risa es el mejor quemador de calorías. Creo en besar, besar un montón. Creo en ser fuerte cuando todo parece ir mal. Creo que las chicas felices son las más guapas. Creo que mañana será otro día y creo en los milagros.

A.H.

SMILE

#27.